"El" día
Escrito del poeta y escritor de Flores, Carlos Damiano

Flores, 18 de Octubre del 2008

     
Inicio
De vuelta a la página del I Torneo de Truco 2008
Las divisiones

La mañana me estalló en la cara como las granadas de la serie Combate a los buenos, fuerte pero sin dañar (debe ser por eso que ganaron la guerra), entreabrí los ojos y me sorprendí por haberme quedado dormido, no lo hubiera imaginado después de dar tantas vueltas en la cama anoche, espiar el reloj y ver que solo habían pasado quince minutos cuando creía que era una hora.
Como te decía, despertarme y simultáneamente empezar a acelerarse el pulso …¡era sábado!, ¡era el sábado! Era "el" día. Y mirá que en toda esta lunga carrera de vida pasé un montón de buenos sábados, de sábados memorables, de sábados inolvidables… Como aquel cuando solo contaba con 12 ó 13 años y jugábamos un desafío contra los mejores del barrio, aquellos a los que le habíamos jugado un montón de partidos y jamás le pudimos ganar… ¡dos meses armando el equipo!, que no falte este, que aquel no se olvide, que las medias, que las camisetas, que la pelota, rezar para que no llueva y levantarse temprano para ocupar el mejor cantero de la plaza. Jugamos como nunca…perdimos como siempre.
También fue sábado el día que en la colimba me dijeron que tenía la baja, para esta fecha, me acuerdo que era sábado porque al día siguiente –DIA de la Madre- la llamé a la vieja desde el sur (casi me caigo del mapa) y le di como regalo la noticia que volvía
O el sábado que me recibí de médico, porque ¿te dije que fue un sábado?, si, antes los finales se daban ese día, mamma mía ¡que cagazo! Y eso que había elegido una materia facilonga para terminar la carrera: Tisiología, en el Muñiz. Tenía tantos nervios que cuando llegué a la parada del bondi me di cuenta que no tenía las monedas para el boleto, volví a casa corriendo y mi vieja que me dice -¡te arrepentiste!- No ¡ ma que arrepentiste ¡, me olvidé la guita, quedate tranquila que en un par de horas viene el médico. Y asi fue ¿sabés? Y que lindo estaba el barrio, salieron todos a saludarme, desde la vecina (¡ahora saludas vieja!, ¡porque no me devolvés todas las pulpo que te guardaste!) hasta los feriantes.
Y si, también fue sábado cuando me casé…No, tenés razón, ninguno de los tres pibes nacieron un sábado, pero bueno, ya hubiera sido demasiado ¿no?
Pero si fue ese día de la semana cuando mi equipo ascendía a primera, aquel del cual mi viejo me hizo hincha de chiquito y hoy me tenía como médico, antes la "B" se jugaba los sábados, la cancha llena, a mi viejo lo sabía en la tribuna y yo ahí como medico del primer equipo saliendo campeón…inolvidable ¿sabés?
Pero hoy era "el" día, era ¿Cómo te podría explicar? Algo del cual se sabe y no se sabe lo que va a pasar, miles de alternativas juntas, las otras que te contaba eran blanco o negro, sí o no, noche o día. Esto era distinto, no sé, los años que habían pasado, reencuentros, aromas, sensaciones de piel, anécdotas repetidas hasta el hartazgo…
Me iba a desperezar cuando toque a mi lado y me dí cuenta que estaba solo, que mi esposa ya se había levantado. Mejor, me dije, ella no entiende ni entenderá esto, ella fue a un secundario gris donde lo único de color era el uniforme bordó, grises las monjas, grises las aulas, grises las reuniones de padres, todas las semanas grises, todos los meses grises y de primer a quinto año gris, incluído el gris diploma. Nunca rompe portones o faso en el baño, nunca rateadas para evitar la prueba o porque se me canta no entrar ¡jamás de los jamases!!!. Nunca el "cuatro" sacado con esfuerzo o el diez con la turra de química para salvar la materia.
Mejor que no estuviera en el comienzo del día ahí, si hasta en un arranque de emancipación tardía pensé que anoche tenía que haberme ido a dormir a casa de mi vieja, a mi pieza, a la cual la doña la conserva como un "museíto" ¡si hasta quedaron fotos de los Beatles adentro de la puerta del placard!. Ahí tenía que haber ido, a "mi" cama, para levantarme 6,45, desayunar lo que ya olía bajo las cobijas, agarrar la carpeta, los Lerú (·), el elástico y zarpar a mi destino. Pero hubiera sido demasiado, para que más leña al fuego, si mi sábado debía ser el más feliz de todos.
Me levanté silbando, ¿silbando que?...La Balsa y seguí con el falsete de "a naufragaaaaaar" hasta que la ducha disipó la ultima burbuja del jabón, me sequé, me empilché y te vás a reir si te digo que pensaba ir de corbata, pero hace tanto que no me pongo una que ya casi ni me acuerdo como se hace el nudo.
No quise comer, apenas un desayunito, pero no porque no tuviera hambre, sino porque te juro, te juro que no me pasaba bocado por la garganta.
Y me fui de casa para el cole….¡hermano!...me temblaban las piernas como dos chorritos de soda, cargué las cosas que tenía que llevar en el auto y creeme que si no hubiera sido por eso me iba en ómnibus, bueno por eso y porque omnibus no hay más, pero eso es un detalle simplemente, aunque te digo que agarré casi casi el mismo camino…Pedernera, Artigas, crucé las vías, saludé al Tío Fritz cuando doblé en Bacacay y llegué…Ahí me estaba esperando…ya te conté una vez lo hermoso que está…parece esas veteranas bien cuidaditas (¡que te voy a decir, parece una de quince! Si sabes ¿Cuánto hace que no veo una de quince?),veterana de esas que conservan todas las formitas, fuertes, duras, con algún agregadito de cirugía y maquillaje que las hace mas pendejas…
¡Y me le fui al humo hermano! ¡que tanta parla ni parla! Si yo le conozco el pedrigee hace 40 años, ¡que la voy a estar verseando con que ¿te acordás? Disculpame, no sabía o me olvidé!
Pero, venía demasiado bien la cosa. Voy por la entrada de costado…¡cerrada!, voy por la de enfrente, la principal…¡cerrada!. Te juro que me quería morir, pero morir bien muerto. Me sentí como hace mucho cuando en algún asalto encaraba de frente manteca a la más linda del baile y rebotaba por las paredes como pelotita de pelota a paleta. Igual hermano, no sabía que hacer, toque el timbre con la misma esperanza que tiene el que quiere cruzar el Sahara en bicicleta. Me temblaba todo, hasta que por una mirilla apareció alguien que me pareció la persona más bonita del Universo y me dijo ¿Sr?
Fue el primer momento que me hizo retroceder en el tiempo ya que con vos de pibe dije: Perdón…yo soy exalum…No me dejó terminar porque interrumpiendome me dijo SI, es a partir de las 13, a las 13 abro el colegio. Mi suspiro largo hizo que me contuviera y no lo mandara al carajo, pero¿Quién sos vos para abrirme el colegio cuando se te cante?
Era un lindo día ¿viste? Y realmente no valía la pena empezarlo mal. Me volví al auto y empecé a mirar al cole desde lejos, franeleandolo con la mirada mientras escuchaba a Iva Zanicchi cantar Fra Noi en tano. Andá anotando, primer orgasmo del día .
Una menos diez, no aguanté mas y encaré otra vez. Me abrió. Empezó a darme instrucciones como un futuro suegro, mientras a mi realmente me importaba un bledo lo que hablaba. Estaba subiendo uno a uno los escalones que subí allá por el 63…¡y si vieras! Los escalones gastaditos…gastaditos ¡pero los mismos!, porque las paredes también son las mismas, pero deben de tener como 800 manos de pintura, en cambio los escalones no, ¡los escalones son los mismos!...ya estaba adentro. No se como, pero le di las gracias para que se fuera y me dejara gozar por unos minutos ¡SOLO! De mis aulas, de mi patio, de mi pasado. Y no te hago acordar más, andá contando solito…segundo orgasmo del día.
Empezaron a llegar…¿Nombres?...los que quieras….¿promociones?...las que se te ocurran…abrazos y lágrimas…estas igualito o como cambiaste…vos sos, vos sos, vos sos…
Y me parecía mentira, las mismas anécdotas con las mismas profesoras en las mismas aulas, frente a los mismos patios. No existió tiempo y espacio, eramos todos conocidos, ya eramos amigos al tocarnos, al darnos la mano, al darnos un beso. Esa era la contraseña para haber estado todos juntos en algun momento de nuestras vidas.
Se organizó el campeonato de truco, volaron en bandada las palomas de la memoria, las risas acompañaban una musica lejana que salia de algun aparato y se empezaron a formar grupitos de anecdotarios ¡yo no se porque, ya que en todos se escuchaba lo mismo!, pero bué…
Pero…
Pero no es solo por esto, por lo del evento que te escribo hermano, es por otra cosa, por algo que creo se lo cuento a otra persona y enseguida llama al loquero para que me internen, o a la policía por considerarme "peligroso para si y para terceros"…por eso te escribo a vos, porque vos me conocés …tenés el raro privilegio de ser el único, ¿el único entendes? que no va a creer que estoy loco de la cabeza como decía una tía mía.
Paso a explicarte y perdoná si soy detallista pero es de la única manera que no me consideres chiflado.
Estaba con un grupo de ex, ya te dije contando anécdotas, cuando de repente veo en la puerta de un aula a una persona, ¿edad? Indefinida ¡complexión? Más bien baja, bien empilchado y que con un brazo estirado, moviendo el dedo índice y mirando hacia nosotros, me llama…
¿A mi? Le digo, incluso mirando hacia atrás pensando que llamaba a otra persona.
Los que estaban conmigo me dicen ¿Qué decís? nada, les respondo, en realidad estaba diciendo que a mi tambien me emocionan estos encuentros, dije, para disimular. Siguieron hablando.
Vuelvo a mirar la puerta y nuevamente me llama. Si evidentemente era a mi. Me acerqué pensando no se, que me conocía de algún lado y cuando llegaba, le dije ¿a mi me llamabas?...Si a vos Carlitos te llamo?...a vos…¿a quien otro?...
Me llamó la atención que usara el diminutivo del nombre porque hace muchos años que no lo escucho, pero bué, le dije ¿necesitas algo?...¡de que promoción sos?
Uuuuu me dijo, ni siquiera lo imaginás, pero vení, pasa, pasá, y haciendome entrar al aula cerró la puerta para automáticamente abrirse otra (que yo creía era de un placard).
Acompañame, no tengas miedo ¡soy un exUrquiza! ¿Qué mal puedo hacerte?.
Lo sigo, levanto la vista y te juro hermano, te lo juro por los tres pibes que es verdad lo que voy a decirte…levanto la vista y veo a toda una clase ¡en clase! ¡con profesora y todo!...Pero, ¡están en clase le dije! ¡Hoy es sábado! ¿o habia clase y no nos dijeron nada?...no interrumpamos balbucie
Pará, pará, tranqui que no nos ven…fijate bien…fijate bien…mirá aquel que está sentado en el último banco del rincón izquierdo…fijate bien…¿lo conocés?
Pero…¡soy yo la puta que lo parió! ¡soy yo…no puede ser!
¿Cómo no puede ser?...Ustedes los hum…perdón ustedes lo llaman "virtual", web cam, photo shop…Nosotros, los que por años y años vivimos detrás de los pizarrones, entre los bancos o en las luces lo llamamos simplemente magia…pero segui mirando, seguí…
Uyyy me llama, me llama, estoy relojeando la carpeta porque la vieja me llama….Ufff…dio vuelta la hoja…¡Bien! Lo llamó al gordo traga, este la parla un rato y ¡Timbre!...
¿No te dije? Timbre…
¿Y ahora me dice?
Ahora salgo al recreo, pero ¿no está la reunión en el patio?
Quedate tranquilo, te lo dije hace un rato…ellos no nos ven…Hace poco mas de un mes hubo en el patio del colegio un conclave de duendes…cada 50 o 60 años lo hacemos y ahora ustedes con todo este quilombo nos despertaron, y ya que estabamos despiertos…Para finalizar la reunión hicimos un sorteo con premio para dos…pusimos toooooodos los nombres en una bolsa y salieron dos…¿Asi que el traficante de duendes? ¿Y quien te dio permiso para traficar con nosotros?...No te preocupés, provocaste tanta risa que tuvimos que hacer sonar campanas para que se callaran…
Entonces ¿yo salí sorteado para esto?...
Así es me respondió
¿Y el otro quien fue?
¿El otro? Dijo esbozando una sonrisa. Si nos causó gracia que vos te autodenominaras traficante, ni te imaginas el caos cuando al sacar el otro papelito decía: el acuanauta interoceánico….el acuanauta interoceánico…jajaja acuanauta e interoceánico…¡ quien les puso esos títulos!...Hacía rato que no nos divertíamos tanto…Dejalo que venga…dejalo que venga y ni te imaginas lo que le tenemos preparado…te digo por si le hablas, adelantale que la manguera de incendio está tal cual la dejó… jajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaja
Y perdiendose en el aire lo mismo que su risa, me dejó en la puerta del aula ante la vista de todos que me miraban y me decían…¡que haces boludo, hace un minuto que estás parado frente a 3º 2ª! ¿entrás o salís?
Lo que sucedió en el evento "fratte" es pura anécdota que te contaré otro día. Ahora creo que te descubrieron a vos también. Yo te repito que no estoy "verseando" y que por las dudas cuando llegués en diciembre….no te saques el neoprene.
CARLOS
El trafic…no hoy no…solo por hoy Carlos Damiano

A mi amigo Daniel Eugenio, a quien nunca vi, nunca abrace…pero es mas que un hermano.
A todos los ex que hoy me hicieron segregar litros de adrenalina
A Silvia Chamorro por su polenta
A todos los del G7 porque con ellos la vida me rie y canta

 

De vuelta a la página del I Torneo de Truco 2008

Inicio

Download a free hit counter here.